Detuvieron al hombre que mató a su pareja prendiéndola fuego

El concubino de Yanina Miranda, la mujer que el sábado pasado murió a raíz de las quemaduras sufridas tras ser rociada con alcohol y prendida fuego durante una discusión en una casa ubicada en el barrio Villa Bourdet de Belén de Escobar, quedó detenido en las últimas horas luego de que el juez de la causa aceptara el segundo pedido de arresto realizado por el fiscal.

Se trata de Juan Carlos Monjes de 29 años, quien anoche se presentó en una dependencia policial de Escobar junto a su abogado, tras ser notificado de la orden de detención del juez de garantías de ese distrito, Luciano Marino.

El arresto del sospechoso fue dispuesto luego de que el fiscal de la causa, Christian Fabio, lo requiriera por segunda vez, tras obtener nuevos elementos de prueba en su contra.

Monjes fue indagado este mediodía como acusado del homicidio agravado de Miranda de 35 años, quien estuvo internada casi una semana con el 45 por ciento de su cuerpo quemado en el Hospital Zonal Enrique Erill de Escobar.

El hecho ocurrió el domingo 25 de noviembre pasado, cuando la mujer se encontraba en su casa de la calle Florentino Ameghino al 100, de belén de Escobar, donde fue rociada con alcohol y prendida fuego durante una discusión.

Voceros policiales indicaron que los efectivos de la comisaría 1ra. de Escobar se dirigieron hasta esa vivienda tras un llamado al número de emergencias 911 en el que se alertó sobre una pelea entre un hombre y una mujer.

Al arribar, los policías constataron que Yanina había resultado gravemente herida, por lo que fue trasladada al hospital zonal donde los médicos confirmaron que presentaba quemaduras en el 45 por ciento del cuerpo, en especial su cuello, la cara, el torso y los brazos.

Ante este cuadro, la mujer quedó internada en grave estado, aislada y entubada en el centro asistencial hasta que falleció el sábado.

En un principio, la Policía aprehendió como principal sospechoso a Monjes por el delito de “tentativa de homicidio”.

El fiscal Fabio, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) Especializada en Violencia de Género, Abuso Sexual y Delitos Intrafamiliares de Escobar, pidió el jueves 29 la conversión de la aprehensión en detención pero el juez de Garantías Marino denegó el requerimiento por falta de pruebas y el sospechoso había sido excarcelado.

Fuente: escobarnews.com