Incautan 65 kilos de marihuana y detienen a tres narcos en el barrio El Cazador de Escobar

En el día de ayer, la policía bonaerense dio un certero golpe al narcotráfico tras detener a tres personas y secuestrar 65 kilos de marihuana compactada en ladrillos.

Según señalaron fuentes policiales a escobanews.com, la investigación encabezada por la División Narcotráfico de la policía bonaerense había tenido su inicio en los primeros días de enero de este año, cuando desde el Foro de Seguridad del barrio El cazador de Belén de Escobar había advertido algunos movimientos sospechosos en una finca situada en la calle Kennedy al 400 de ese barrio. Por lo que la policía comenzó a efectuar un seguimiento que derivó, en horas del mediodía de ayer, en un allanamiento donde se incautaron 65 kilos de marihuana, dos autos de alta gama y una suma no precisada de dinero en efectivo.

Así mismo, en el operativo fueron detenidas tres personas, dos de nacionalidad uruguaya y un argentino, vinculadas a la venta de estupefacientes, aunque solo serían solo algunos eslabones intermedios de una red mucho más grande.

Cabe destacar que la información difundida desde el Municipio contrasta con la brindada por los propios responsables del operativo policial, ya que el intendente de Escobar, Ariel Sujarchuk, afirmó, a través de un comunicado oficial, que esta investigación había sido coordinada por la Secretaría de Seguridad y Prevención Comunitaria de la Municipalidad de Escobar, cuando, en realidad, el Municipio no tuvo ningún tipo de participación en el desbaratamiento de la banda narco.

Otro dato incorrecto en la información dada a conocer por el propio Jefe comunal es la cantidad de droga incautada. Como se dijo, en el procedimiento se secuestraron 65 kilogramos de marihuana, pero Sujarchuk, en el comunicado antes señalado, sostuvo que fueron 100 kilos de estupefacientes listos para su distribución, tal vez para darle mayor impacto mediático al procedimiento.

Por otra parte, no es la primera vez que el Jefe comunal escobarense quiso destacar el funcionamiento de la Secretaría de Seguridad y Prevención Comunitaria haciéndola aparecer como “coordinadora” de las acciones contra el narcotráfico que, en realidad, fueron desarrolladas exclusivamente por la fuerza policial, para mostrarse como un paladín de la justicia que lucha contra la venta de drogas en el distrito.

Actualmente, la lucha contra el narcotráfico es desigual y se da con mínimos recursos humanos, pero efectivos a la hora de actuar, ya que la División Narcotráfico tiene asignados sólo cinco policías en el Distrito para esta labor.

Fuente: escobarnews.com