Donnelley: Tras un año de gestión obrera, reclaman la expropiación

Hoy, hace exactamente un año, los trabajadores de la Gráfica RR. Donnelley, ubicada en Garín sobre la Panamericana, ocuparon la planta en defensa de la fuente de trabajo. Es que un día antes la “patronal buitre” de origen norteamericano había huido dejando a más de 400 familias en la calle. La presidenta Cristina Kirchner denunció que la justicia le otorgó una quiebra express en un día, sin embargo en un año no les dio ni trabajo ni aún la expropiación.

En asamblea los trabajadores de la gráfica decidieron ponerla a funcionar, y las rotativas volvieron a imprimir, esta vez sin patrones.

Fueron los mismos trabajadores los que se hicieron cargo de todas las tareas productivas y de comercialización. Una fábrica sin obreros no funciona, pero sin patrones mostraron, al igual que los ceramistas de Zanon, que las fábricas pueden funcionar.

Conformaron la Cooperativa Madygraf y pese a que el juzgado del Dr. Santicchia les retiene “injustamente” el 15% de lo que factura, consiguieron mantener los puestos de trabajo y volver llevar un ingreso a sus familias y lograron el cobro parcial de sus indemnizaciones.

“Todo esto lo conseguimos gracias a la lucha y la movilización en las calles, y gracias a la tradición de organización conquistada en la fábrica” afirman de la Cooperativa Madygraf y destacaron que “Nuestras compañeras de la comisión de mujeres cumplieron un rol fundamental, porque como dijimos desde el primer día ´detrás de cada trabajador hay una familia´, y estuvieron codo a codo con nosotros, en cada momento, en cada batalla”.

“También queremos destacar que todo esto lo logramos gracias al enorme apoyo que recibimos de organizaciones obreras, sociales, de DDHH, estudiantiles y políticas de todo el país, así como de los vecinos de nuestra fábrica con quienes estaremos siempre agradecidos. Queremos resaltar en especial la solidaridad de nuestros hermanos gráficos de Worldcolor, que hoy también pelean por su fuente de trabajo ante el despido masivo y cierre fraudulento de la planta de Pilar de esa multinacional yanqui” añadieron.

“Reclamamos la expropiación para que sea gestionada por nosotros, los trabajadores. El proyecto de Ley presentado por el diputado bonaerense Christian Castillo, tiene media sanción de la cámara de diputados provinciales pero aún no fue tratado por el Senado” explicaron a la vez de indicar que “Solicitamos a los bloques del senado del FPV, del Frente Renovador de Massa y demás que sin más demora sea tratada y aprobada, y que de forma inmediata el gobernador Daniel Scioli la promulgue. Y que el Estado nacional, provincial y municipal nos provea de trabajos de impresión”.

“Esa expropiación que reclamamos será una solución parcial porque seguiremos dependiendo de los avatares del mercado y a merced de maniobras especulativas de los grandes grupos de la industria gráfica. Por eso nuestra lucha de fondo es por la estatización bajo gestión obrera. Y así no solo defender los puestos de trabajo, sino poder poner esta fábrica al servicio de la comunidad, imprimiendo manuales, libros y cuadernos, como demostramos simbólicamente cuando imprimimos 10.000 cuadernos que donamos a los alumnos de las escuelas vecinas” conluyeron.

Fuente: escobarnews.com