El legado de Perón nos marca el camino de cambio que empezó en Escobar

Por Ariel Sujarchuk, candidato a Intendente por el FPV Escobar

Se cumple un nuevo aniversario del fallecimiento de Juan Domingo Perón, pero su legado sigue vivo en todos los que trabajamos por consolidar la justicia e integración social en todos los rincones de nuestra patria. Esos valores nos guían en la transformación de Escobar para terminar con una forma de hacer política en nuestro distrito. Como hizo Perón en su tiempo, a la vieja política hay que dejarla atrás con ampliación de derechos sociales, mayor participación ciudadana y el real compromiso de los gobernantes por los problemas de la comunidad.

“La verdadera democracia es aquella donde el gobierno hace lo que el pueblo quiere y defiende un solo interés: el del pueblo”, nos dijo Perón. Por eso, a partir del 10 de diciembre, el pueblo de Escobar será protagonista de su propio destino. Entre todos tenemos la posibilidad única de escribir la historia grande del distrito, construyendo una gestión que garantice el bienestar general de los 250.000 escobarenses. 

El camino de cambio que Escobar ya empezó a transitar se basa en las acciones más que en los dichos porque, como nos enfatizó siempre Perón, “mejor que decir es hacer, mejor que prometer es realizar”. Ahora es el tiempo de demostrar honestidad, liderazgo y capacidad de trabajo, y así forjar el distrito que nos merecemos.

“Gobernar es dar trabajo”, analizaba Perón. Por eso ya generamos más de 3.000 puestos nuevos de trabajo, organizamos ferias de emprendedores y de la economía social, asistimos a las industrias y pymes en el aprovechamiento de las exitosas políticas de promoción de los gobiernos de Néstor y Cristina Kirchner y trabajamos por transformar el paradigma productivo de Escobar. Queremos que deje de ser una tierra de negociados inmobiliarios para consolidar el modelo de desarrollo y crecimiento que asegure la producción y el trabajo local.

“La acción social en materia de vivienda deberá asegurar a los habitantes la posesión de una vivienda adecuada, higiénica y económica. La vivienda en su condición de propiedad individual tiene una función social que cumplir, y por ello ha de ser considerada bien de familia, garantizando el Estado su condición de tal”, explicaba Perón. Preocupados por las condiciones de precariedad en la que viven miles de escobarenses, lanzamos un programa a través del cual los vecinos de todo el distrito pudieron cumplir el sueño de la casa propia, y la ampliación de este programa, con el que podrán realizar mejoras y reformas habitacionales.

“El Pueblo debe tener libre acceso a todas las fuentes y manifestaciones de la cultura y de la educación”, sostenía Perón. Y eso nos impulsó a organizar múltiples eventos culturales y sociales para que todos los vecinos tengan los mismos derechos y oportunidades de ocio y esparcimiento. Por otro lado, ya trabajamos en organizar un congreso de Educación para avanzar en ampliar y mejorar la oferta educativa de la región. Queremos que nuestros jóvenes encuentren aquí las chances de formación y capacitación profesional que deben salir a buscar a otros distritos.

“La unidad nos da la fuerza; la solidaridad, la cohesión”, razonaba Perón. Por eso, invitamos a todos los vecinos a ser parte de este cambio que ya empezamos a experimentar. Con alegría y con amor, construyamos juntos la comunidad sin asimetrías sociales en la que todos podamos vivir mejor y más tranquilos.